LOLI MOLINA: ENTRE LO FANTASMAL Y LO REAL

La artista presentó Lo Azul Sobre Mi con un show vía streaming

Desde México, Loli Molina realizó su primer show vía streaming. Dado el difícil momento que todes atravesamos en la pandemia, decidió no fijar un precio único para las entradas, sino dar distintas opciones para que cada uno pueda adquirir la que se ajuste a sus posibilidades. Además, parte de lo recaudado fue donado a las comunidades mapuches de Vuelta del Río de la patagonia argentina.

Después de mucho tiempo, teníamos un plan de sábado por la noche y una excusa para descorchar un rico vino. Comenzó la experiencia con una placa que nos indicaba que estaría dividida en tres partes. La primera se llamó “La Viajación”, nombre que deriva de los chistes que recorrieron las redes de Loli previo al concierto y que llegaron a aparecer en sus flyers. En ella pudimos disfrutar de una sesión de cuencos que la artista recomendó escuchar con auriculares para apreciar mejor los sonidos, mientras imágenes de constelaciones, estrellas y planetas volaban en la pantalla. Este set nos fue adentrando lentamente en el mood, invitándonos a conectar con la música que finalizó con un tarareo bajito, casi imperceptible, que nos fue arropando para llegar a la siguiente sección.

Las fronteras interiores son las más difíciles de cruzar

La segunda parte consistió en las canciones de Lo Azul Sobre Mí (2019), un LP que había pautado su estreno en vivo el 4 de abril en Niceto Club, pero debió suspenderse al igual que la gira por distintos países. Desde entonces, su público quedó manija de una presentación formal y de poder escuchar las canciones en vivo, lo cual pudo ser saciado pantalla mediante. Loli recorrió el disco en perfecto orden: a ‘Fantasma’ le siguió ‘Sangre/Lucidez’, mientras sus dedos se movían velozmente de acorde en acorde. Luego llegaría el tema que titula al álbum y es el preferido de la artista, aunque explica que sus favoritos cambian en cada temporada.

Compuse este disco a lo largo de varios años y recuerdo el momento en el que escribí cada canción. Refleja las personas y lugares con los que me relacioné en ese proceso”, nos comenta la cantante compartiendo varias historias escondidas detrás de la composición. Tal es el caso de ‘Frontera’, inspirada en el paso fronterizo de Tijuana, el más transitado del mundo, donde no solo se cruzan límites físicos, sino también fronteras interiores (a veces, las más difíciles). El track número seis nos trae una reversión de la canción ‘Martín’ de Edgardo Cardozo, basada en los primeros versos del Martín Fierro, seguida por ‘Tigres’.

Su voz dulce contrasta con las letras que tienen como disparador la muerte en todos sus ciclos

El show transcurrió bajo un clima sensible en una cuasi oscuridad con un fondo azul profundo; ese que queda luego de traspasar las estrellas que pudimos ver al principio de la velada. Entre lo fantasmal y lo real, su figura, un micrófono y una guitarra eran lo único que se podía divisar, y fue todo lo que necesitó para generar una intimidad compartida con quienes estaban detrás de las pantallas. Su voz dulce contrasta con las letras que tienen como disparador la muerte en todos sus ciclos, es la fuerza que se mezcla con la lágrima. “Canto bajito con ella y me emociono”, decía alguien en el chat, representando a más de uno de los presentes. Para concluir, llegaron las últimas canciones: ‘Si Algo Se Pierde En Ese Movimiento’ y ‘Volcán’, una especie de cartita de amor al lugar donde vive y que se inspira en el mítico Popocatépetl. La canción que le dio cierre al disco y también a este concierto fue ‘Colores’ y, tal como sucede en algunas plataformas que lo convierten en hidden track, ‘Ouroboros’ no fue parte del setlist. 

El Meet&Tron fue la tercera y última etapa de esta experiencia que reemplaza al Greet por el Tron, una palabra muy usada con sus seguidores, sobre la que nos explicó: “Es como ese extracto de Rayuela donde Cortázar dice que el amor es un rayo que te parte los huesos y te deja estaqueado en la mitad del patio, es la idea de algo que te conmueve”. Y con esa premisa, Loli respondió las preguntas que le hacían sus seguidores en el chat con ayuda de un moderador. El espacio también sirvió para que todes pudieran transmitir sus sensaciones luego de escuchar por primera vez el álbum completo y «tronar» al unísono. 

SHARE
SEGUINOS

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *