SING STREET: DE VUELTA A LOS ‘80

¿Formarías una banda musical para conquistar a alguien?

Sing Street es una película irlandesa-británica-estadounidense de 2016; escrita, producida y dirigida por John Carney —creador de otros films musicales como Begin Again (2013) y Once (2007)—.

Ambientada en Dublín de los ‘80, cuenta la historia Conor, un adolescente que forma una banda para impresionar a la chica que le gusta, pero en el camino descubre su pasión por la música y forma lazos de amistad con sus compañeros de banda.

El film es una representación autobiográfica del director, quien decidió elegir actores desconocidos, hasta el momento, para los personajes. Además, se asoció con Bono de U2, quien estuvo involucrado con la música de la cinta.

“EL SOUNDTRACK SE FUSIONA PERFECTAMENTE CON LAS ESCENAS Y LOGRA CAUTIVAR A CUALQUIER NOSTÁLGICO DE LA MÚSICA OCHENTOSA”

En medio de la recesión económica, Conor (interpretado por Ferdia Walsh-Peelo) se ve obligado a cambiarse a una escuela pública donde el ambiente es mucho más hostil. Sin embargo, conoce a Raphina (interpretada por Lucy Boynton), una joven aspirante a modelo quien vive frente al colegio. Con el objetivo de conquistarla, le ofrece ser la protagonista de un video musical de su banda. El problema es que ni siquiera existe tal banda.

Guiado por el conocimiento musical de su hermano Brendan (Jack Reynor) —fanático de grupos como Duran Duran, A-ha y The Cure—, decide armar su propio proyecto. Para ello, busca la ayuda de sus compañeros de colegio que tocan instrumentos. También se anima a componer sus propias canciones, ya que, según Brendan: “Cada escuela tiene una banda de covers, cada bar tiene una banda de covers, cada boda tiene una banda de covers y toda banda de covers tiene un integrante de mediana edad que nunca sabrá si lo habría logrado en la industria de la música, porque nunca tuvieron las bolas para escribir una canción para alguien. El rock ‘n’ roll es un riesgo. Te arriesgas a ser ridiculizado.

En la búsqueda de un sonido propio, Sing Street —así es como deciden llamarse— atraviesa por varios cambios de estilo, los cuales se ven reflejados en los videoclips caseros que realizan con Raphina como protagonista.

Lo destacable de esta película es que el soundtrack se fusiona perfectamente con las escenas y logra cautivar a cualquier nostálgico de la música «ochentosa» con éxitos como ‘Stay Clean’ de Motörhead, ‘In Between Days’ de The Cure y ‘Rio’ de Duran Duran. Además, el film también tiene canciones propias interpretadas por Ferdia Walsh-Peelo, como ‘The Riddle Of The Model’, ‘Girls’ y ‘Drive It Like You Stole It’, que representan la esencia de la época y muestra la influencia de grupos como The Clash, Hall & Oates y The Jam, que también forman parte de la banda sonora.

A simple vista, parece una película para adolescentes, pero el director va mucho más allá de eso. La trama muestra lo difícil que es transitar la adolescencia en una familia conflictuada, en un contexto oprimido y, sobre todo, durante el primer amor. Todo eso le sirve a Cosmo —el nombre artístico de Conor— como inspiración para componer sus letras y elegir la estética visual de su grupo. Así transcurren casi dos horas de film, de una manera dinámica que entretiene a la audiencia a pesar de la larga duración. Es más, más de uno se quedará con ganas de seguir tarareando canciones «ochentosas» y hasta de armar una banda. Eso sí, no una de covers.

SHARE
SEGUINOS

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE

One thought on “SING STREET: DE VUELTA A LOS ‘80

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *