DESARMANDO EL ROMPECABEZAS MUSICAL: MAQUILLAJE II

Prótesis, máscaras y mucho color

En la parte I de esta misma nota, recorrimos el periodo 1960-1980 destacando los artistas que han hecho del maquillaje un agregado clave a su imagen o puesta en escena. En esta segunda parte analizamos el tramo que va desde 1990 hasta la actualidad.Björk fue una de las cantantes que revolucionó la época de los 90 y sigue dando que hablar en la actualidad, tanto por su música, su producción escénica y su vestuario, como así también por su maquillaje que no pasa desapercibido. Su estilo de makeup abarca una gran variedad de colores y  se caracteriza por la incorporación de distintos accesorios a su rostro. Entre ellos se encuentran las máscaras de alambre rojo y dorado con perlas, y las usadas en sus presentaciones en vivo como la fluorescente que va de la mano con la temática del videoclip de The Gate. Por otro lado, utilizó prótesis para cambiar su fisonomía acompañadas de lentes de contacto, por lo general de color negro, que marcan una imagen irreal y dramática. Esto se hace notar especialmente en el disco Utopia (2017) tanto en la portada (acá se puede ver a la artista solo con los implantes y sin makeup con una notoria diferencia del resultado final) como en la producción de fotos que acompañó el álbum. El maquillador y drag queen Hungry fue el que llevó a cabo el trabajo con la silicona en forma de orquídea como complemento.

 

“El black fishing es hacerte pasar por una persona racializada, lo que está muy de moda entre les artistas urbanes”

 

En el 2000 el pop punk fue uno de los estilos que marcó la década con la fusión de dos géneros que venían siendo tendencias en los años anteriores. El resultado fue una mezcla de dos mundos: toma la estética fuerte del punk, con el color negro como protagonista pero suavizado con la alegría pegadiza del pop. Casos como el de Avril Lavigne han logrado que los millennials pasemos horas tratando de imitar su delineado cuando todavía no existían tutoriales de YouTube o reels en las redes sociales (aunque años más tarde haya revelado sus tips en un video). Solo nos quedaba hacer el intento y esperar que no nos agarre la lluvia camino al encuentro con amigues dejándonos con la cara manchada y el flequillo emo que nos tapaba un ojo totalmente despeinado. Pero no solo las artistas mujeres eran las que llevaban makeup, los chicos de Good Charlotte, 30 Seconds To Mars con Jared Leto a la cabeza y bandas más rockeras como Green Day también pintaban sus ojos de negro.

Aunque estemos en el terreno del arte donde toda experimentación es válida, hay ciertos usos del maquillaje que podrían considerarse ofensivos para otras identidades y culturas. Mucho se habla en este tiempo de conceptos como el de apropiación cultural —que tratamos en la entrega sobre Pelo—, black fishing y black face, términos en los que vamos a adentrarnos. El termino black face hace referencia a pintarse la cara de negro, popularizándose en Estados Unidos a mediados del siglo XIX: se representaban en el teatro a los negros como torpes, ingenuos y se hacían burlas hacia su acento o forma de hablar. Algo no muy alejado de la realidad que aún vemos hoy en el prime time de la tv o en los actos escolares, que perpetúan estereotipos representandolos sólo como vendedores cuando también fueron parte troncal de la historia como María Remedios del Valle.

La activista y cantante afro-argentina Jennifer Parker explica en sus redes: “Partiendo de que cat fishing es hacerse pasar por alguien, el black fishing o brown fishing es hacerte pasar por una persona negra o racializada que está muy de moda entre les artistas urbanes, que se logra haciendo apropiación cultural y usando bronceado extremo. Haciendo un estudio de mercado se puede decir que se usa para llegar a otras audiencias y para sacarte la imagen de inocente como es el caso de Miley Cyrus o Tini Stoessel, hay personas que incluso cambiaron su forma de hablar para perpetuar este black fishing y siempre está la hipersexualidad de la mujer realizada. Es una falta de respeto enorme hacia nuestra cultura y más a su identidad siendo que esas mujeres realizadas no tienen esos espacios”. Otros músicos que han hecho uso del black face para cambiar su imagen son Cristina Aguilera, Nathy Peluso, Oriana Sabatini, Ariana Grande y Khea, entre otres.  

Por último, entre los artistas nacionales que se destacan por el uso del maquillaje en sus presentaciones podemos mencionar a Sig Ragga, con una apuesta muy teatral con sus caras pintadas íntegramente de plateado o blanco, y  Fus Delei con una estética «cyberpop» con sombras de colores, labios azules y delineados irregulares. Por último, tenemos a los grupos de murga uruguaya como Agarrate Catalina, donde es un elemento clave para su espectáculo. Con un estilo similar al circo, la base blanca se mezcla con mucho color y se exageran los rasgos de cada personaje para brindar mayor expresividad que pueda ser vista desde cualquier lugar del venue.

SHARE
SEGUINOS

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE