BHAVI: “SIEMPRE SUPE QUE IBA A LLEGAR”

Un artista de mil disciplinas cuya propuesta se asemeja más a la de Childish Gambino que a la de cualquier trapero latinoamericano.

Bhavi no solo es un trotamundos, sino también un artista polivalente que nació con el toque de Midas: todo lo que toca se convierte en oro. Por suerte, esta entrevista no fue la excepción.

SPE: ¿Cómo se dio la oportunidad de sacar ‘Fresko’ con Trueno y Axe?

Bhavi: A mí siempre me gustó mucho trabajar con marcas, y justo me llamaron de Axe diciendo que querían promover un nuevo desodorante de alguna manera que tenga tintes urbanos. Yo les dije de hacer un tema y me propusieron hacerlo con Trueno, lo cual me encantó porque es un chico con una mirada muy zarpada de la movida. Después nos reunimos con todos: mi productor, Halpe, y yo hicimos un tema con un par de palabras que los chicos de Axe nos pidieron. Además el video que hicimos con Ballve y Anestesia es muy ATP, la canción no tiene ni una mala palabra y el clip ni una gota de sangre, lo que me encanta porque se que hay muchos niños que le prestan atención a lo que hago.

SPE: Tenés raíces en Bélgica y encima te manejás perfecto con el inglés. ¿Cómo crees que hubiese sido tu carrera musical si te hubieses volcado a otro idioma?

B: Yo, hasta hace un año y medio, estaba viviendo en Bélgica y siguiendo mi sueño en inglés, pero creo que si no se hubiera dado toda la explosión del trap argento yo seguiría allá. Laburaba de ingeniero en Sony, y produje dos discos para unos raperos, a los cuales ayudé a cambiar su estilo por uno mucho más moderno. Allá tenía algo armado y hasta llegué a hacer giras por Europa, sin seguidores y en una escala mucho menor, pero mis temas sonaban mucho en la radio y hasta llegué a ser disco de oro en Bélgica. Dentro de poco, voy a volver a visitar y a trabajar un poco también.

“Quiero que cuando una galería se llene de mis cuadros, sea más por ellos que por mí”

 

SPE: Y hace no mucho te fuiste a Cuba…

B: Es una historia muy loca. Uno de los chicos con quien trabajé, K1D, conocía al gerente de publicidad de Havana Club por algo que habían hecho juntos en Bélgica, le contó mi historia y lo dejó fascinado, entonces pidió mi número y me llamó. Ahí fue cuando le conté mi idea: tenía una canción, pero todavía no tenía un concepto claro para el video, así que si me pagan un viaje para Cuba y me consiguen las cámaras y todo, yo les pongo la botella en el video. Al final me pagaron un viaje en primera, una suite presidencial en el mejor hotel y alquilaron un tremendo equipo; teníamos 11 personas laburando con nosotros, un chofer y hasta un guía turístico que nos ayudó a elegir los mejores lugares para filmar. Todavía no voy a decir el nombre, pero sale el mes que viene y gracias a los chicos de Havana Club quedó algo muy copado, sé que me tienen en su corazón como yo los tengo a ellos, y es muy lindo ver que se preocupen tanto por la cultura.

SPE: ¿Qué tan difícil te es fusionar tu música con tus cuadros?

B: Ni me preocupo, yo hago un cuadro y después, si pinta ponerlo de tapa de algo, pinta. Estoy trabajando en un proyecto con una galería muy grande de Palermo, en la que van a haber 34 cuadros expuestos a la venta. De todas maneras, fuera de la parte comercial, todo lo que hago lo hago con amor, amo pintar y me encanta la idea de ser alguien que pinta, así que trato de manifestarlo a mi manera y quiero que cuando haya una galería llena de mis cuadros la gente vaya, más por ellos que por mi.

“Mi mamá es un gran motor, ella fue quien me enseñó a hacer todo con amor”

 

SPE: Además de estos proyectos, manejás tu marca de ropa. ¿Tenés algún favorito?

B: No, necesito hacerlos todos. La música la uso para sacarme cosas de adentro, angustias, felicidades, fantasías, lo que sea, pero la pintura es una especie de meditación, un trabajo interno en el que tengo que corregir cada detalle, contrario a mis canciones en las que siempre improviso, ya casi ni escribo. Son dos tipos de terapias distintas, disfruto y necesito de ambas. Los productos de UIUIUI van un poco por ese lado, por el diseño, y encima dentro de poco se vienen colaboraciones con marcas internacionales, aunque no hay nada confirmado. Bah… No hay nada por papeles, pero está confirmado en mi corazón y en mí, sé que va a pasar; además agoto todo lo que hago, y las marcas cuando ven el cartel de agotado siempre vienen.

SPE: ¿Y te gustaría arrancar otro camino?

B: Sí, hace tiempo que estoy pensando en actuar, es algo que me encantaría. Quiero ver si puedo clavar alguna serie, aunque sea un minuto, para probar, y de ahí ver si puedo ir escalando. Estoy buscando por el lado de los productores, quiero ver si me pueden meter en algún lado.

SPE: Se nota que el arte es algo que te nace naturalmente. ¿Lo heredaste de alguien?

B: La verdad, nadie en mi familia hace lo que yo hago, pero mi mamá es un gran motor. Ella hace las cosas con amor, y siempre las hace muy bien: si hace una torta, es zarpada; si da una clase, la da zarpada; si escribe un poema, le sale zarpado. Supongo que disfrutar de lo que hago e intentar hacerlo lo mejor que pueda lo saqué de ella, pero el qué hacer nace de mí, es muy mío. Igual vengo de una familia de muchos comerciantes, capaz por ahí viene lo de trabajar con tantas marcas.

SPE: Te va bien en todos tus proyectos y se siente una convicción muy fuerte cuando hablás de ellos. ¿Sabías que ibas a terminar donde estás?

B: Obvio, siempre supe. Un amigo con quien tengo un tema, DVTCH NORRIS, una vez me dijo una frase que me quedó para siempre: “It’s not a matter of if, it’s a matter of when” (No es cuestión de si pasa, es cuestión de cuándo pase). Siempre tengo ese concepto presente. Creo ciegamente en mí mismo y sé que las cosas que quiero van a pasar, tengo que irradiar esa energía porque si no, no voy a llegar a ningún lado. Cuando compré mi estudio ya sabía lo que iba a pasar, capaz de nene no, pero siempre tuve ganas de prosperar y si jugaba al fútbol quería llegar a primera, si andaba en skate quería ser Tony Hawk. Jamás apunté bajo.

SPE: ¿Y ahora para dónde apuntás?

B: En Octubre me voy a París, a ver si puedo grabar algún video, y además se vienen temas en francés y en inglés, va a haber de todo. A mí siempre me gustó trabajar con gente que esté un poco más arriba mío, pero ahora estoy en otro lugar y también disfruto de ayudar a los que están entrando en la escena, porque en algún momento hubo gente que se puso en esa posición para mí, y hoy siento que tengo que hacerlo para ellos, devolver un poco de lo que me dieron. De todas maneras, mirando para arriba, en algún momento me encantaría sacar un tema con Jorge Drexler, Wiz Khalifa o Playboy Carti, aunque me gusta que el mundo me sorprenda y estoy abierto a todo. Es más, el 25 de octubre sale un tema con Jimena Barón que se llama ‘Sale Volando’. Lo que quiero es sorprender, que cuando salga algo nuevo la gente no sepa de qué se va a tratar; es jodido dar el primer golpe y sorprender, pero bueno… Llegaré a donde tenga que llegar.

SHARE
SEGUINOS

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *