Abogados de Atlanta contactan a empresas que consultaron con la campaña de Trump

Cuando se le preguntó si Eric Trump «expresó alguna consternación o preocupación por la decisión que compartió con él», el Sr. El Sr. Cannon agregó: «Creo que está atónito. Creo que es una caracterización justa. La mayoría de los abogados de campaña «no están sorprendidos» de que la mayoría de las afirmaciones no tengan fundamento.

El 14 de diciembre de 2020, cuando se convocó a los votantes simulados en Atlanta, el Sr. Trump ya había perdido tres números diferentes de votos y el liderazgo del Partido Republicano del estado certificó la decisión.

Sr. Independiente de la investigación de Georgia. Los fiscales federales que llevan a cabo investigaciones criminales sobre Trump dicen que Trump ha perdido la carrera. Trump y sus ayudantes lo saben. Los partidarios de Trump podrían entrar en conflicto con las leyes federales contra el fraude electrónico.

Ken Black, propietario de Simpatico Software, con sede en Rhode Island, dijo anteriormente que había recibido una citación para los documentos de los fiscales federales. Inmediatamente después de las elecciones, el abogado de campaña de Trump le pidió que evaluara denuncias específicas de fraude electoral en seis estados: Georgia, Pensilvania, Arizona, Nevada, Michigan y Wisconsin. Señor. Black dijo que su agencia negó todas las acusaciones y «no encontró ningún fraude lo suficientemente sustancial como para alterar el resultado de las elecciones». Su empresa recibió un pago de $ 735,000.

Poco después de contratar a Simpatico, la campaña de Trump contrató a Berkeley Research Group, una firma de consultoría con sede en California que se enfoca en investigaciones y finanzas corporativas. Sr. Supervisó la actividad política. Un gran jurado federal obtuvo evidencia de que Berkeley fue contratado a instancias del yerno de Trump, Jared Kushner.

READ  Vea cómo SpaceX lanza 56 satélites Starlink el 23 de junio

A fines de abril, The New York Times informó que un gran jurado federal había planteado preguntas sobre si Trump había sido informado de los resultados de la investigación de Berkeley Research, que no encontró evidencia de fraude generalizado. A la compañía se le pagó alrededor de $600,000 por su trabajo, según muestran los registros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *